Sexo virtual. ¿El futuro de la intimidad?

SEXO VIRTUAL.jpg

La tecnología ha venido a revolucionar nuestras vidas.

Ya no mantenemos aquellas conversaciones telefónicas en las que se desarrollaban los temas más variados.

Ahora todo se reduce a mensajes de WhatsApp, breves, muchas veces escritos en un lenguaje casi incomprensible para los adultos mayores.

Cuando se reúnen amigos a compartir una cena o un festejo cada uno está mirando su celular continuamente e incluso uno ha visto gente que, compartiendo la misma mesa, se envía mensajes por los celulares en lugar de juntarse para hablar.

Ahora es el turno de la sexualidad

Y la tecnología está alcanzando ahora a la sexualidad.

Cada vez son más frecuentes los contactos sexuales a distancia en los cuales el contacto corporal entre dos personas es reemplazado por estimulaciones de otro tipo, que pueden incluir desde descripciones explícitas de ambos integrantes de la pareja, el uso de webcams, hasta el uso de juguetes sexuales que pueden comandarse a distancia, o la inclusión en una realidad virtual en la que los participantes son representados por avatares.

Y cada vez es más frecuente que las personas prefieren elegir un escenario ficticio y relacionarse no como las personas reales que son, sino como avatares.

Probablemente se deba a que la realidad virtual es una experiencia tan visceral que formamos recuerdos corporales de nuestras experiencias virtuales.

Por qué está proliferando el sexo virtual?

En la realidad virtual cada participante crea una identidad ficticia, en la que puede ser todo lo que no es en su vida real.

Además,en ese entorno puede dar rienda suelta a sus deseos y fantasías con total libertad. Sin sentir la presión de estar viviendo un acto “prohibido”. Sin sentir vergüenza.

En la realidad virtual cada uno escribe su propio guión, desarrollando nuevas identidades y experimentando aventuras sexuales que jamás osarían plantearse en la vida real.

Desaparecen los límites que en una relación cara a cara ponen los cuerpos físicos.

En última instancia, para muchas personas la realidad virtual es muy poderosa porque satisface sus necesidades de manera más eficiente y efectiva que las parejas del mundo real.

Ventajas y desventajas

Evidentemente, como en todos los aspectos de la vida, la tecnología ha venido a cambiar también nuestra intimidad.

Todos, más tarde o más temprano, seremos parte de los experimentos sociales masivos.

La sexualidad virtual tiene sus aspectos positivos, porque permite mantener un contacto estrecho entre amantes que, por diversas razones, deben separarse y pasar tal vez un largo tiempo sin poder encontrarse nuevamente cara a cara.

También en el aspecto sanitario ofrece la posibilidad de contactos íntimos sin riesgos de embarazos no deseados o contagio de enfermedades venéreas, muchas de las cuales están reapareciendo por falta de cuidados y relaciones promiscuas.

Por supuesto son muchas las personas que consideran que el sexo virtual terminará con la intimidad, porque los amantes virtuales reemplazarán a los humanos, arrastrando a la humanidad a relaciones despersonalizadas.

Por ahora solamente nos queda esperar para ver si todo será una moda pasajera, que será reemplazada por otra, en un corto plazo.

O si el sexo virtual ha llegado para quedarse... y tal vez evolucionar tal como lo están haciendo las relaciones humanas, de manera vertiginosa, en los últimos años.

Publicar un nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato